Nuestra metodología formativa está basada en la experiencia y la práctica profesional. Ofrecemos una plataforma de educación dinámica y en constante actualización, estrechamente conectada con el contexto social, cultural y económico para integrar y transmitir al alumno la evolución de las técnicas y las necesidades de las personas, empresas e instituciones.

LCI Barcelona trabaja firmemente para fomentar el potencial creativo y humano de cada uno de los estudiantes que forman parte de su comunidad, mediante una metodología que combina el rigor académico y el dinamismo de las industrias creativas.

Para llevarla a cabo, la Escuela está integrada por un colectivo de profesionales comprometidos con la consolidación de un centro de creación y experimentación en continuo desarrollo, promoviendo el espíritu de colaboración y sostenibilidad en el diseño y la sociedad.

Una infografía que muestra la interconexión entre la creatividad, la sociedad, la innovación y la gestión con conceptos fundamentales como la tecnología, la sostenibilidad y el pensamiento de diseño.